Página web de Área Oftalmológica Avanzada

Página web de Área Oftalmológica Avanzada


BUSCAR EN ESTE BLOG

viernes, 13 de septiembre de 2013

La vuelta del verano es la época del año con el índice más elevado de alteraciones oculares y descompensación de los que ya padecen alguna enfermedad. Una visita al oftalmólogo puede evitar muchos disgustos

Después del verano volvemos a la rutina , a la normalidad . El verano es un periodo en el que nos relajamos , es lo que toca , descansar y como solemos decir , "desconectar" . Esto es bueno pero sólo durante un cierto tiempo y sabiendo que después hay que hacer una revisión para ver cómo estamos y empezar bien "el curso " .



Los oftalmólogos sabemos que después del verano es la época del año con mayor índice de patología ocular y por eso hemos pensado que era bueno hacer una revisión práctica de estos problemas . Para que sea más fácil su comprensión , los dividiremos según la edad de la población, los que afectan a los jóvenes , hasta los 25 años , adultos entre 25 y 45 años y los de más edad , los que ya superaron los 45 años .

En los jóvenes , hasta los 25 años , suele ocurrir que en la mayoría de casos hay una mayor laxitud en la utilización de las gafas , la práctica de más deporte y sobre todo la playa y las piscinas , hacen incómodas las gafas y en muchos casos no se utilizan correctamente . Esta circunstancia no es relevante durante el verano pero con la vuelta a los estudios , al volver a forzar la vista , entonces sí puede ser un problema , aparecen cefaleas y visión inestable . Hay que insistir en la necesidad de volver a utilizarlas correctamente .

El problema de las gafas se puede ver incrementando debido a que en esta época estival es frecuente que cambie la graduación . Coincidiendo con cambios físicos "el tirón " , nos encontramos con que al hacer la revisión , muchas veces porque las gafas , monturas o cristales , no aguantaron el verano , la graduación ha cambiado y hay ajustarla para conseguir una correcta visión .

A jóvenes y también en adultos , nos solemos encontrar con problemas relacionados con el uso de lente de contacto , nos relajamos en los cuidados y suelen aparecer irritaciones y mayor deterioro de las lentes de contacto , haciendo necesario una consulta con nuestro contactólogo .

En los adultos con edades entre 25 y 45 años nos encontramos consultas por irritación de ojos , generalmente secundarias a un exceso de sol , de radiaciones ultravioleta , que requieren tratamiento puntual para evitar que esta irritación no se cronifique o desencadene el inicio de otros problemas como el ojo seco . Precisamente en aquellos pacientes que sufren de ojo seco , nos encontramos con que al salir de las ciudades y con el descanso , mejoran los síntomas y se relajan en la administración de lágrimas artificiales , de manera que cuando terminan las vacaciones no se acuerdan de volver a utilizarlas correctamente y reaparecen las molestias , descompensando la superficie ocular y haciendo necesaria la consulta al oftalmólogo .

En los adultos , especialmente en los que estarían entre los 40 y los 45 años , suelen aparecer los primeros signos de la presbicia , la vista cansada . Son frecuentes las consultas tipo : " doctor , yo antes veía de cerca y ahora , al volver al trabajo , noto mucha dificultad para hacer lo que hacía antes del verano " . La explicación es que ya se iniciaba la presbicia y , durante el verano , la relajación de la acomodación al no tener la misma carga de trabajo , ha dado pie a que se manifieste esta presbicia que todos sufriremos en algún momento de la nuestra vida . En estos casos es necesario explorar las funciones visuales y ver si hay algún tratamiento que pueda frenar su progresión . Las terapias visuales con ejercicios específicos y gotas pueden ser una buena solución y en los casos en que ya está establecida , se pueden plantear tratamientos de láser , lentes intraoculares o los nuevos implantes esclerales Refocus .

Para los que ya son más grandes, los que superan los 45 años , el principal problema que nos encontramos es la falta del correcto cumplimiento en la administración de los fármacos que utilizan. Durante el verano nos relajamos a la hora de ponernos las gotas o tomar la medicación que nos recomendaron y el resultado es la descompensación de las enfermedades que padecemos. Vemos con mucha frecuencia como en la revisión de Septiembre hay cambios en la presión intraocular , mayor sequedad de la superficie ocular , irritación de párpados y empeoramiento de las cataratas .

Como vemos , el índice de problemas oculares tras las vacaciones es muy elevado y en algunos caso puede tener consecuencias graves , por eso recomendamos hacer una visita al oftalmólogo para ver cómo estamos de salud visual , graduar nuevamente y ver si hay algún tipo de acción para normalizar aquellos procesos que suelen aparecer en la época estival . Una visita a tiempo es la mejor prevención .





Recomendaciones después del verano :


  • Revisar la graduación y el estado de las gafas .
  • Revisar horarios y cuidados de las lentes de contacto .
  • No banalizar una irritación ocular aparecida durante el verano .
  • Volver a establecer un calendario para las gotas
  • Revisar la presión de los ojos en los casos de Glaucoma
  • Acudir al oftalmólogo si hay una pérdida de visión .



4 comentarios:

  1. Buenos días,ya que es un tema que está generando gran polémica,nos podría hablar acerca del cambio de color de ojos con técnica láser,en barcelona ya se están realizando tratamientos.qué riesgos conlleva,es eficaz y sobretodo,es segura??.Michas gracias por este blog

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El cambio de color de los ojos es algo reciente que se está realizando en algunos centros, entre otros en Barcelona. Debo decir que en la mayoría de sociedades oftalmológicas está totalmente desaconsejado. Es cierto que con el láser se puede conseguir un tono del iris más claro, especialmente en los ojos marrones, pero esto es debido a que se depigmenta. El láser actúa liberando pigmento del iris, lo que hace que se aclare el tono de los ojos, pero es pigmento se dirige hacia una zona muy importante del ojo, el trabéculo, la vía de evacuación del líquido del ojo (humor acuoso), obstruyendo su salida y provocando el aumento de la presión intraocular (glaucoma pigmentario).

      El incremento de la presión intraocular suele pasar desapercibida, el paciente no se da cuenta, pero va lesionando el nervio óptico, lo atrofia de forma irreversible así, la visión que se pueda perder ya no se recuperara nunca más.

      Debido a estas graves consecuencias, la mayoría de oftalmólogos “serios” no lo recomendamos.

      Eliminar
  2. Estimado
    Tengo 37 años, y hace unos años comencé a tener dificultad para ver de cerca, debido al uso prolongado del computador en el trabajo. Comencé a usar lentes no recetados, y usarlos mucho rato también me provocaban dolor de cabeza. Fuí al oftalmólogo y me diagnosticó presbicia.
    Me recetó lentes OD +1.75 Esf Y OI +1.00 Esf. Los compré y al usarlos fue un dolor horrible de cabeza que me dejaba incluso muy mal, mareada. Volví al ofaltmólogo y ahora me los cambió por: OD +1.00 Esf Y OI +0.50 Esf. Nuevamente los lentes me produjeron mareos, y visión borrosa, incluso tapando un ojo y luego el otro.
    En la óptica donde compré los lentes me hicieron una prueba con lentes que tenían el mismo aumento en ambos ojos, y probé diferentes lentes; como resultado con todos veía bien y sin dolor de cabeza ni mareos.
    Sin lentes, al tapar un ojo veo mejor con el izquierdo que con el derecho. Pero al usar lentes con diferente aumento veo muy mal, no así con lentes que tengan el mismo aumento.
    Qué puedo hacer?, ahora voy por mi tercera visita al oftalmólogo.
    Aclaro que los exámenes que me han hecho han sido sólo colocar distintos tipos de lentes en cada ojo.
    Ruego sus recomendaciones, información, etc..
    Desde ya, muchas gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola,
      Tienes presbicia o “vista cansada”, la pérdida de la capacidad de enfocar de cerca. Es algo fisiológico (no patológico) y te irá yendo a más paulatinamente. Te ha venido un poco antes de lo habitual (37 años) pero entra dentro de la normalidad. A veces puede ser difícil encontrar la graduación adecuada. En tu caso, ya que con lentes de la misma graduación para cada ojo no tienes dolor de cabeza y ves bien, es lo que tienes que hacer.

      Un saludo

      Eliminar